sábado, 19 de abril de 2008

Globalización:¿problema o solución?


Se nos vendió la globalización como una oportunidad única de acabar con los males del mundo. Se eliminaron las barreras a la circulación de capitales y mercancías (no a la circulación de personas) , de manera que los ricos pudiesen comprar y vender sus productos sin limitaciones o invertir o descapitalizar las economías de cualquier lugar del mundo si se consideraba lo más conveniente para lucrarse. Ahora, cuando los precios de las materias primas y especialmente de los alimentos están por las nubes, los efectos de la globalización se vuelven contra los más pobres. La comida no faltará en los países ricos ni tampoco el dinero para comprarla, pero en otros lugares menos favorecidos el fantasma del hambre reaparece, mientras hay alimentos para abastecer al doble de la población mundial actual. Lo de siempre: mientras unos pocos se benefician, otros sufren las consecuencias negativas del "progreso".


Hambre por el alza de precios:


No hay comentarios: