jueves, 26 de febrero de 2009

Películas interesantes

Éstas son algunas de las películas que he visto últimamente y se encuentran todavía en cartelera. Ninguna de ellas me ha parecido una gran película, pero tienen aspectos interesantes.


REVOLUTIONARY ROAD




Dirigida por Sam Mendes e interpretada por Kate Winslet y Leonardo Di Caprio, narra la descomposición de una pareja considerada ideal por todos. La acción se desarrolla en los años 50, en uno de esos idílicos suburbios de EEUU donde habitan muchas familias de clase media. La belleza y tranquilidad del entorno no pueden ocultar el hastío de una existencia monótona ni reprimir el deseo de una vida mejor. Lo más destacado en mi opinión es la interpretación de Kate Winslet, por la que ha recibido varios premios en los últimos meses, entre ellos el Óscar a la mejor actriz principal.

Sinopsis:






LA DUDA

La película es la adaptación cinematográfica de una obra de teatro del mismo título. Su autor, John Patrick Shanley, asumió la dirección de la película y para ello contó con dos de los mejores actores de EEUU: Meryl Streep y Philip Seymour Hoffman. Los papeles secundarios quedaron a cargo de Viola Davis y Amy Adams. Los cuatro actores han aparecido en las quinielas de premios de. todos los certámenes cinematográficos de esta temportada. El escenario de La duda es un colegio religioso del Bronx en los años 60, cuando los primeros alumnos negros empezaron a llegar a las aulas de escuelas hasta entonces sólo ocupadas por estudiantes negros. Meryl Streep interpreta a una monja rigurosa que parece tener las ideas muy claras sobre cómo llevar las riendas de la escuela. Ante la sospecha de que el sacerdote del colegio (de nuevo un imponente Philip Seymour Hoffman) está abusando del único alumno negro, la monja se propone desenmascarar al sacerdote y apartarlo de la escuela. Lo mejor de la película es el duelo interpretativo entre Streep y Hoffman y algunas reflexiones que realiza Viola Davis, la madre del chico negro.

Sinopsis:


http://www.filmaffinity.com/es/film984549.html


VALS CON BASHIR




Esta película israelí es en realidad un documental en el que se ha empleado la animación como recurso narrativo. El director, Ari Folman, combatió en el Líbano, cuando Israel invadió este país en 1982, pero apenas recuerda nada de esa época. Entonces emprende una búsqueda del pasado recurriendo a sus compañeros de armas, que poco a poco van completando el cuadro de su participación en la invasión del Líbano y en la matanza perpetrada en los campos de refugiados de Sabra y Chatila. La película recrea los sueños y pesadillas de los soldados israelíes, lo que da al relato una apariencia de irrealidad y de distanciamiento de los hechos que sucedieron en el Líbano. La vuelta a la realidad llega con las últimas imágenes de la película, en las que el autor se olvida de los dibujos animados y ofrece imágenes reales, que reflejan crudamente lo que supuso la invasión del Líbano para los palestinos. El título de la película de refiere a Bashir Gemayel, líder de las milicias drusas del Líbano, a quien fueron a "ayudar" los soldados israelíes a acabar con el "problema" palestino. Sin embargo, en la guerra no se baila precisamente el vals.

Entrevista con Ari Folman:


Sinopsis:

http://www.filmaffinity.com/es/film677305.html


EL DESAFÍO: FROST CONTRA NIXON


Esta película narra es la crónica de un hecho real: la historia de la única entrevista que concedió Richard Nixon tras abandonar la presidencia de EEUU, acosado por la prensa, los tribunales y el Congreso por las múltiples irregularidades cometidas durante su mandato. El autor de la entrevista fue David Frost, un showman británico que consiguió convencer a varios de sus amigos para que le prestasen el dinero necesario para conseguir que Nixon picase el anzuelo. El desafío narra los meses previos a la entrevista y los cuatro días en los que se desarrolló el combate dialéctico entre Frost y Nixon. Lo más interesante es el trabajo de documentación previo que realizaron los colaboradores de Frost, que permitió al periodista acorralar a Dick el tramposo ("Tricky Dick") y hacerle decir lo que había tratado de evitar por todos los medios.

Sinopsis:

miércoles, 25 de febrero de 2009

La limpieza étnica de Palestina


Ilan Pappé es profesor de Historia y Ciencias Políticas en la Universidad de Haifa, en Israel. En los años 80 formó parte del grupo conocido como "nuevos historiadores", que iniciaron una serie de investigaciones que cuestionaron la versión oficial de la creación del Estado de Israel. En la actualidad es el historiador israelí más respetado en el exterior, aunque en su país encuentra enormes dificultades para publicar sus libros y está amenazado de muerte por el contenido de sus escritos. Pappé ha tenido la valentía de profundizar en los orígenes del Estado de Israel y narrar lo que ha encontrado en los documentos oficiales y en los testimonios orales que ha recopilado a lo largo de muchos años de investigación. Y lo que ha puesto al descubierto echa por tierra la versión oficial que los dirigentes israelíes han contado desde la creación de Israel. En La limpieza étnica de Palestina Ilan Pappé documenta con detalle el plan de vaciamento de la población originaria de Palestina del territorio donde los sionistas aspiraban a crear su Estado. Este plan, que se encontraba en el programa de los sionistas desde principios del S. XX, sólo podía ser llevado a la práctica expulsando a los palestinos de los territorios donde siempre vivieron y los métodos que se adoptaron para llevarlo a cabo fueron los mismos que más tarde se vieron en las guerras de la antigua Yugoslavia. Los sionistas, encabezados por David Ben Gurión, prepararon la limpieza étnica de Palestina en los años 30: realizaron un censo detallado de las aldeas palestinas y de todas las personas que debían ser exterminadas y en 1947, cuando la ONU acordó la partición de Palestina y la creación de dos Estados, comenzaron los ataques y las intimidaciones a la población palestina para expulsarles de sus casas y dejar espacio para los judíos. La limpieza étnica se realizó con la connivencia de los británicos, potencia colonial responsable del Mandato de Palestina hasta mayo de 1948, y con la casi total pasividad de las potencias árabes circundantes, que hicieron muy poco para ayudar a los palestinos. Los sionistas cometieron masacres en numerosas aldeas y en muchas ocasiones se comportaron de la misma forma que lo habían hecho los nazis con ellos pocos años antes. El resultado fue lo que los palestinos denominaron Nakba, el desastre, es decir, la expulsión de miles de palestinos de sus hogares, que se vieron obligados a malvivir como refugiados en campamentos provisionales, que se fueron convirtiendo en permanentes a medida que iba pasando el tiempo. El nacimiento del Estado de Israel, bendecido por la ONU, se hizo a costa del expolio de los más débiles, y las resoluciones de las Naciones Unidas que proclamaban el derecho al retorno de los refugiados se convirtieron en papel mojado y se han ignorado una y otra vez en todas las rondas de negociación para solucionar el conflicto palestino-israelí. Pappé demuestra que el expolio de los palestinos continuó después de la creación de Israel y sigue en la actualidad con la política de asentamientos judíos en Cisjordania. Los palestinos que viven dentro de las fronteras de Israel son considerados como ciudadanos de tercera y sus reclamaciones de justicia son ignoradas en todos los foros internacionales. Además, el gobierno de Israel ha intentado borrar cualquier vestigio del pasado en los territorios ocupados y ha conseguido dominar el lenguaje, convenciendo a casi todos de que palestino es sinónimo de musulmán y terrorista. El profesor Pappé considera que no habrá justicia para los palestinos hasta que no se reconozca el derecho al retorno de los refugiados y que es posible la convivencia de pueblos de distinta procedencia en el mismo suelo, como demuestra la propia historia de la región. También el pasado demuestra que las fortalezas asediadas, como se consideran a sí mismos los sionistas, siempre acaban sucumbiendo. El pasado no puede ser borrado de un plumazo y acaba por volver a la superficie por mucho que se empeñen en ocultarlo. Una de las historias que se relatan en el libro es enormemente significativa: en muchas de las aldeas palestinas que arrasaron los sionistas se sembraron pinos y abetos, en un intento de crear un paisaje de tipo "europeo". En la antigua aldea de Mujaydil, "los pinos se partieron literalmente en dos y, en medio de sus troncos quebrados, habían brotado olivos, que desafiaban así la flora foránea que se habían plantado sobre ellos cincuenta y seis años atrás" (página 300). De la misma manera que los olivos, los palestinos seguirán reclamando justicia con obstinación. Libros como el de Ilan Pappé contribuyen a establecer el punto de partida para comenzar a hacer justicia. Por ello son tan necesarios.


PAPPÉ, Ilan, La limpieza étnica de Palestina, Editorial Crítica, Barcelona, 2008.

Reseña del libro:


Las últimas masacres en Gaza:


martes, 24 de febrero de 2009

Venganza póstuma


No sólo el ciervo se ríe hoy. Ya era hora de que quien mete la pata tenga la vergüenza de presentar la dimisión. No está claro si ha dimitido o le han "aconsejado" que lo haga, pero es lo mínimo que merecían tanta chulería y tanto mal gusto. Respecto al caos en la justicia y la corrupción rampante, el domingo en el diario El País Juan Cruz realizó una interesante entrevista a Alejandro Nieto, catedrático de Derecho Administrativo. Merece la pena leerla:

martes, 17 de febrero de 2009

Pesadilla


Seguramente no soñará con los ciervos alguien que se divierte matándolos, pero es lo que merecerían cada vez que cerrasen los ojos. Y mañana huelga en los juzgados, por si la administración de justicia no fuese lo sufientemente lenta.

lunes, 16 de febrero de 2009

Curioso espécimen



Dos viñetas sobre ese curioso espécimen llamado José María Aznar. Se fue, pero de vez en cuando sale a la luz para que no olvidemos que sigue por ahí.

¿Abaratar el despido es la solución?

El Roto da en la diana con el asunto de abaratar el despido, que andan reclamando los empresarios como forma de "reactivar la economía y reducir el desempleo". Resulta que, para crear empleo, la mejor opción es hacer más fácil despedir a los trabajadores. ¿Se trata realmente de crear empleo o de conseguir una cuenta más abultada de resultados? Para que la economía funcione ¿hacen falta trabajadores que traguen con todo y teman perder sus empleos? Sigue siendo la misma trampa, sólo que en una nueva versión.

domingo, 15 de febrero de 2009

Cacerías


La caza de espías, la caza de corruptos y la caza de inocentes ciervos se mezclan estos días en las portadas de los diarios. Sin profundizar demasiado, se pueden extraer algunas conclusiones: el afán de poder de algunos es infinito, el dinero público se malgasta en actividades reprobables, la corrupción acompaña habitualmente a quienes tienen en sus manos el poder de decidir sobre ingentes cantidades de dinero, la ostentación es uno de los vicios de los que se siente poderosos y muchos de ellos tienen la asquerosa costumbre de matar a otros seres vivos para sentirse más machos. La misma corrupción que hoy brota por todos los rincones del PP afloró no hace tanto entre las filas del PSOE. Del mismo modo, las cacerías son una costumbre bastante común entre la fauna de muchos partidos políticos. Y también es habitual que, mientras la mayoría se afana por sobrevivir, la minoría privilegiada se dedique a menesteres que casi siempre acaban pasando factura a todos (los ciudadanos de a pie, por supuesto).

Manuel Vicent reflexiona hoy en el diario El País sobre la famosa cacería en la que participaron Fernández Bermejo, Garzón y otros prebostes. Cómo se echa de menos a Robespierre en estos y otros casos.


CACERÍA
MANUEL VICENT

Un ministro de Justicia de cualquier país, de cualquier ideología, con una escopeta o con un rifle de mira telescópica en la mano, apuntando a un ciervo, a un muflón, a un guarro, a un conejo o a una perdiz es una imagen que le deja a uno desarmado. Si encima ese ministro de Justicia es socialista y se deja fotografiar rodilla en tierra agarrado con orgullo a las cuernas de un venado, que exhibe un balazo en la frente, entonces esa estampa resulta tan grosera que no da otra opción que la de salir corriendo en dirección contraria. Juntos, el ministro Bermejo y el juez Garzón han participado en varias cacerías. Puede que lucieran abrigos con fuelles en las axilas y una pluma en el sombrero, que desayunaran migas con chorizo en compadreo con el resto de la cuadrilla, que entonaran a coro la salve de los monteros antes de la matanza. Basta con este pavoneo para merecer la repulsa de gran parte de los ciudadanos, más allá de que trataran o no de apañar algún mejunje judicial entre animales muertos o de que ofrecieran, como membrillos, una baza política a la derecha. Hay que imaginar al ministro de Justicia con el rifle cargado, bien apalancado en el puesto ante un venado, que se ha destapado entre unos arbustos. A través de la mira telescópica vislumbra en primer plano por un instante sus ojos de terciopelo, su belleza, su inocencia y, no obstante, frente a esa armonía de la naturaleza no duda en apretar el gatillo. Entre gran alborozo recibe la felicitación de los secretarios por ese tiro tan certero y luego marca la culata de la pieza ensangrentada con sus iniciales. No posee un espíritu muy fino el ministro Bermejo si no es no es capaz de percibir que los ciervos que mata, miran antes la boca de su rifle llorando. Hay que imaginar también al juez Garzón ajusticiando con propia mano a unos venados, que han sido cebados entre alambradas sólo para que después unos señoritos de pelo ensortijado se den el gustazo de llenarles de plomo la barriga. El ministro Bermejo y el juez Garzón, juntos o por separado, no deberían matar animales, porque el oficio tan delicado de hacer justicia no encaja en una afición tan violenta y antiestética. Es como ver al ministro de Sanidad totalmente borracho. Ése y no otro es el escándalo.

viernes, 13 de febrero de 2009

Una foto muy significativa


Ésta es la foto ganadora del Premio World Press Photo de 2008. Es una instantánea captada por el fotógrafo Anthony Suau en Cleveland, Ohio y forma parte de una serie sobre los efectos de la crisis económica en EEUU. Aunque parezca una escena policial, el agente protagonista de la foto no está buscando malhechores, sino que está comprobando que no queda nadie en una vivienda cuyos inquilinos acaban de ser deshauciados. La foto ilustra a la perfección la violencia de la crisis económica sobre los más desfavorecidos. El Estado no duda en usar la fuerza contra los que lo han perdido todo mientras por otra parte entrega miles de millones de dólares (o euros) a los responsables de tantos desmanes.

Fotos ganadoras en todas las categorías:


Más información:

lunes, 9 de febrero de 2009

Golfos


Como dice Forges, para poder considerarse mayor de edad mental en este país y en otros, hay que asumir que una de las especies que más proliferan y que de ninguna manera se encuentran en peligro de extinción es la de golfo. Como la energía, ni se crean ni se destruyen. Si los pillan, se reconvierten en otra cosa, pero la esencia sigue ahí.


P.S. Eluana Englaro ha muerto antes de que el Parlamento italino perpetrase una ley que la hubiera condenado a seguir vegetando por mucho tiempo. Por fin puede descansar en paz y por una vez, Berlusconi y compañía han sido derrotados por los designios de la naturaleza.

Más información:

domingo, 8 de febrero de 2009

Ética


No sólo la tienen encerrada en el sótano los banqueros, los políticos, los empresarios depredadores, ... Desgraciadamente lo normal es que la mayoría se olvide de ella cuando se trata de buscar el propio beneficio a toda costa, sin que importen demasiado los efectos o el daño que se cause a los demás. Quienes están en la cima y ocupan las portadas reflejan a gran escala las miserias cotidianas de las que todo el mundo podría hablar a pequeña escala.

viernes, 6 de febrero de 2009

¿Vida digna?


¿Puede el Estado imponer su voluntad cuando se discute el derecho a una muerte digna cuando la vida hace mucho tiempo que dejó de serlo? ¿Puede un gobierno que se llama democrático saltarse a la torera los principios del Estado de Derecho y la división de poderes? En Italia, sí. De nuevo el gobierno de Silvio de Berlusconi pone en tela de juicio su calificación como democrático y de derecho. Para impedir que se cumpla la sentencia del Tribunal Supremo italiano que permitía la desconexión de Eluana Englaro, el gobierno de Berlusconi se ha sacado de la manga un decreto de urgencia. Como Giorgio Napolitano, Presidente de la República, ha anunciado que no firmaría el decreto, el gobierno presidido por Berlusconi ha comunicado que presentará el decreto al Parlamento, donde tiene mayoría absoluta y donde tiene asegurada su aprobación. Berlusconi y quienes le apoyan se han pasado por el forro la decisión del Tribunal Supremo y el poder moderador del Presidente de la República. En cada decisión que toman se va desvelando un poco más el talante de estos personajes. Pero si esto es grave, lo es aún más que todo el mundo tenga derecho a opinar en un caso que ante todo es un drama humano. Eluana Englaro lleva 17 años en coma y no puede decidir por sí misma. Su familia afirma que ella no hubiera querido permanecer en una situación sin salida y deberían ser escuchados antes que todas las personas ajenas a ellos que no sólo manifiestan su opinión, sino que además quieren imponerla.

Más información:



miércoles, 4 de febrero de 2009

Inermes hacia el abismo


Como refleja Forges en su viñeta de hoy, no todos disponemos de los mismos recursos para afrontar los problemas económicos derivados de la crisis económica que otros provocaron con sus malas prácticas. Los responsables han recibido generosas ayudas que no están redistribuyendo entre quienes más lo necesitan, las cifras del paro siguen aumentando y cada día cierran más empresas ahogadas por la falta de crédito o por la falta de pedidos. Siempre hubo transportes de primera, segunda y hasta tercera clase. Está claro quiénes siguen viajando en primera y quiénes siempre lo harán en el vagón que acaba descarrilando.

lunes, 2 de febrero de 2009

Entre les murs (La clase)



Esta película es una crónica ajustada del variopinto microcosmos que puede contemplarse en las clases de cualquier instituto de los países más ricos. El director Laurent Cantet leyó el libro Entre les murs, escrito por François Bégaudeau, que había sido profesor de lengua en varios institutos de las ciudades dormitorio que rodean París. Cantet propuso a Bégaudeau rodar una película con él como protagonista y con personajes que se interpretasen a sí mismos: padres, alumnos y profesores fueron seleccionados durante un año antes de comenzar a rodar. Entre les murs no es un documental, pero la película refleja con precisión todo lo que bulle en un instituto y entre las cuatro paredes de una clase repleta de adolescentes con diversos intereses. La película se desarrolla a lo largo de un curso escolar y abarca situaciones cotidianas, como el comienzo de las clases, el reencuentro con antiguos alumnos, la necesidad de volver a empezar casi desde el principio porque el verano ha actuado como un potente borrador que ha convertido a la mayoría en amnésicos,... También aparece la desesperación de los docentes y el costante recuerdo de las normas, lo que no evita que sean quebrantadas. Pero el tema central de la película es lo que sucede cuando se intenta tratar a los estudiantes como personas capaces de razonar y de dialogar, cuando se les intenta dar la palabra para expresarse y convertir las clases en un espacio dinámico donde el razonamiento acabe llevando hasta el conocimiento. Y también el valor que tienen las palabras, la importancia de elegirlas con precisión y cómo se pueden convertir en un arma demoledora según cuándo y cómo sean pronunciadas. Entre les murs refleja la dureza del oficio de profesor en los tiempos actuales: la dificultad de dar a cada uno lo que necesita, la paciencia para resistir los intentos de perder tiempo, la tentación del autoritarismo cuando nada más parece dar resultados, ... Es un relato realista con el que los profesores se sentirán muy indentificados y los que no lo son podrán hacerse una idea precisa de lo que se cuece en las aulas.

Sinopsis y críticas:




http://www.elpais.com/articulo/cine/Clase/magistral/fracaso/elpepuculcin/20090116elpepicin_3/Tes