lunes, 7 de junio de 2010

Pelotas



Hoy termina Pelotas y ya no habrá más. De nuevo, la tiranía de las audiencias y de lo que le gusta a la mayoría se ha acabado cargando una serie de televisión distinta, precisamente por su retrato de la normalidad. Como la definieron sus creadores, José Corbacho y Juan Cruz, la serie pretendía reflejar la cotidianeidad de un grupo de personajes reunidos alrededor de un club de fútbol modesto, a los que la vida hace rodar como pelotas, de aquí para allá, en el trabajo, en la amistad y en el amor. En torno a la Unión F.C. se han desarrollado historias divertidas y dramáticas, que me han alegrado las noches de los lunes. Nada dura eternamente, pero me fastidia que de nuevo sean las cuestiones de rentabilidad las que se lleven por delante lo que me gusta.

Columna de hoy de David Trueba sobre Pelotas:


La noticia de la cancelación de la serie:


Página web de Pelotas, donde se pueden ver todos los capítulos de las dos temporadas:

2 comentarios:

A dijo...

Que injusto. yo pensaba que se acababa la primera temporada pero que daria lugar a la segunda, muchas incognitas se han dejado en el aire.
una verdadera pena porque era lo unico bueno de los lunes. La audiencia no sabe reconocer una buena serie con un elenco de buenos actores y unas historias cercanas y muy amenas. seguiremos pues alimentandonos de series insulsas, vacias y llenas de cliches con historias manias de institutos y tramas juventiles.
con las ganas que tenia de ver como acababa la historia de alberto san juan, mi enologo favorito jaja.
en fin, os dejo voy a ver el morbo y la casqueria de salvame.

Paqui Pérez Fons dijo...

Es lo de siempre. Ya hicieron lo mismo con "UCO". Se llenan la boca con discursos sobre la calidad por encima de las audiencias, pero luego dedican gran cantidad de tiempo al autobombo cuando consiguen ser los más vistos y no tienen ninguna consideración con los espectadores, especialmente con los que no seguimos la tendencia mayoritaria de chabacanería que predomina en la televisión española. Saludos y aúpa la Unión.